¿Cómo diablos terminé en un Starbucks cuando quise consumir marcas locales?

marketing de experiencias para cafeterías locales

Ahí les va mi anécdota, para todo aquel que tiene una marca local o está por empezar con un proyecto de marca local. Que de este artículo queden más experiencias que tragos amargos.

En mi constante búsqueda de espacios creativos en donde trabajar (pues como ya saben soy freelancer y las cafeterías se han vuelto mi segunda oficina), me dispuse a elegir un lugarcito que ya tenía entre ojos y que quería visitar por su hermosa vista a los jardines del museo regional de Cholula no dire nombres de marcas para afectar a nadie.

Cuál fue mi sorpresa que el lugar no tenía wifi y yo sin internet simplemente no fluyo, así que aquí el primer strike. Decepcionado baje algunas calles hasta otro lugar que no estaba aceptando pago con tarjeta, segundo strike. Como si todo estuviera en mi contra, el tercer lugar que es de mis favoritos, estaba simplemente cerrado cuando en el facebook decía: “ABIERTO AHORA“… ponchado.

¿A que voy con todo esto? Tres pequeñas cafeterías locales que no entienden que el marketing de experiencias está en los pequeños detalles como contar con estacionamiento, ofrecer un vaso con agua de cortesía, recibir a tu mascota o contar con wifi, aceptar pagos con tarjeta y actualizar las redes sociales.

Con tristeza terminé en el starbucks más cercano; en una mano sujetaba mi frapuccino de yogurt piña colada alto y en la otra el ticket de compra con la contraseña del wifi. Mejor experiencia… imposible… ¿remordimiento? para nada, el consumidor es libre de hacer con su dinero lo que él quiera, y si mi intención era apoyar a las marcas locales que pena que el café de la sirena les haya ganado el mandado como coloquialmente dicen.

Espero que no les pase lo mismo, aquí dejo el artículo que ya mencionaba 5 ejemplos prácticos de marketing de experiencias en pequeños negocios y que por lo visto estas cafeterías no leyeron.

¡Adiós!

Facebook Comments

3 Comments

  1. Mica says:

    Que pena que las marcas locales no se anden poniendo las pilas, luego por eso andamos comprando cosas importadas que son sinónimo de calidad lamentablemente.

    1. Daniel Carpinteyro says:

      Hola Fernando, en el artículo mencioné que iba por causas de trabajo 😉
      ¡A veces voy sólo a leer, ahí hasta pongo en modo avión mi celular!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *